Receta para hacerse un recogido español

    Ingredientes:
  • cabello largo o medio.
  • peine y cepillo
  • laca fijadora fijacion media a leve
  • gel fijador fijacion media a leve
  • goma de pelo
  • horquillas
  • flores y peinas (opcional)
  • peineta y mantilla (opcional)
  • pendientes (opcional)

Elaboración:
Divide tu cabello en 2 mitades con el peine, cepilla tu pelo con la cabeza hacia abajo para darle volumen. Unta con un poco de gel todo el cabello. Hazte una cola de caballo uniendo todo el pelo hacia la nuca. Puede ser alta o baja como tu prefieras, centrada o ligeramente hacia un lado , la cola de caballo baja es el peinado más clásico.
Forma un donuts alrededor de la goma que sujeta tu pelo; girando la cola de caballo sobre la goma . Fija las puntas del pelo con horquillas por dentro del donuts. El pelo debe quedar muy tirante.
Puedes darte un toque de laca fijadora en este momento o cuando ya te hayas puesto el resto de complementos.

Las flores se colocan en la parte superior de la cabeza, al lado o bajo el donuts dependiendo de lo que te guste, las debes fijar con horquillas; para mejorar los resultados usa dos flores. Coloca la peineta sobre el recogido (donuts) o a un lado escondiendo los dientes dentro del pelo y sujetándolo con horquillas, puedes combinarlo con las flores en el mismo sitio o en lados opuestos del recogido. Las peinetas grandes son recomendables para las caras redondeadas y las mas bajas para las alargadas.
El recogido español puede servirte también para ocasiones en las que quieras estar muy elegante. Colocate tus pendientes et voilá

No se nos ha olvidado la mantilla, es un complemento difícil de colocar y llevar: Normalmente son de color negro, pero actualmente se acepta el color blanco para las damas mas jóvenes. Se utiliza en España para acudir a los toros, las celebraciones de Semana Santa y lo llevan las madrinas de las bodas. Las reinas de España tienen el privilegio de lucir mantilla de color blanco ante el Papa como dice la tradición.

Ya hemos explicado la manera de hacer un recogido español sobre el que vamos a colocar nuestra peineta ( de grandes dimensiones suele ser de carey o concha, madreperla…). Una vez bien sujeta con horquillas , se coloca la mantilla encima.
Hemos elegido una mantilla rectangular, se dobla por la mitad simétricamente; por este doblez se coloca la mantilla en la centro de la cabeza; así cae igualmente por ambos lados de forma natural y se “riza”. Una vez comprobada que la simetría es perfecta, en la parte trasera se pliega la mantilla por el centro, sujeto con un broche, sin dejarlo muy tirante para estar cómoda. Debe caer por delante de manera favorecedora sin ser excesiva ,ni quedarse corta.

Podemos adornar nuestro recogido con flores y peines de plata si la ocasión lo requiere.